¿Qué es un apoderado?

Un apoderado es una persona que está autorizada a actuar en representación de otra persona, normalmente con el fin de gestionar negocios u otras transacciones formales. La persona a la que se representa suele designar a alguien como su apoderado mediante un poder notarial.

Características de los apoderados

  • Un apoderado es alguien que se designa para actuar en nombre de otra persona, ya sea en asuntos comerciales, financieros o personales.
  • El apoderado es designado mediante la concesión de un poder notarial y suele ser designado por la persona que va a ser representada.
  • Los apoderados de empresas actúan como gestores que son elegidos por los propietarios de la empresa.
  • A veces un tribunal legal puede nombrar un poder para otra persona si la persona está incapacitada.
  • Los apoderados no necesitan ninguna cualificación especial pueden ser miembros de la familia o amigos cercanos.
  • Un apoderado tendrá tantos poderes como conceda o restrinja el representado.
  • El poder de un apoderado se puede anular en cualquier momento.

Tipos de apoderados

Existen tres tipos de poderes otorgados a los agentes reales: generales, limitados y especiales.

Un poder general no sólo otorga al abogado el derecho a gestionar todos los asuntos y firmar todos los documentos en nombre del mandante, sino también a tomar decisiones, incluidas las financieras, en nombre del mandante.

En el marco de un poder limitado, el apoderado puede estar autorizado a ejecutar determinadas operaciones y tomar ciertas decisiones, pero no otras.

Un poder específico tiene el alcance más estrecho, limitando las facultades del abogado a las especificadas en el instrumento que otorga el poder.

¿Qué hace un apoderado?

El apoderado gestiona y toma las decisiones sobre diferentes áreas y cuestiones dependiendo del poder notarial que se le otorga.

En el caso de apoderamientos por necesidades de salud o por enfermedad se utilizan si quieren que un representante tenga el poder de tomar decisiones relacionadas con la salud del representado.

En otros casos como los apoderamientos limitados el representante gestionará asuntos o eventos específicos como indicar explícitamente que se hace con pagos, cuentas y bienes de una empresa.

Si un abogado es designado apoderado, puede realizar cualquier acto que el abogado pueda realizar razonablemente.

Esto significa que el apoderado puede abrir y cerrar cuentas bancarias en nombre del mandante, retirar dinero, negociar con acciones, pagar facturas o cobrar cheques.

Con un poder limitado, el apoderado tiene amplios poderes en un área, pero no en otras.

Por ejemplo, un apoderado puede estar autorizado a realizar operaciones según las instrucciones del mandante, pero no a tomar decisiones comerciales o financieras.

Si el poderdante tiene deseos muy específicos respecto al poder, puede nombrar un poder especial.

Por ejemplo, si el mandante no puede firmar los documentos personales relativos a la venta de una determinada propiedad, puede otorgar al apoderado únicamente ese poder.

Apoderado de empresa

El apoderado actuara como administrador o gerente de la empresa realizando todo tipo de tareas que se le permitan en los estatutos de la empresa.

Las acciones del apoderado pueden ser limitadas definiéndolas en el poder notarial.

Apoderado permanente

Un poder pierde su validez cuando una persona queda incapacitada, a menos que se haya designado como poder permanente.

En este último caso, el apoderado puede conservar el poder y tomar decisiones por el representado, incluidas las financieras y de salud.

Un poder duradero también puede otorgarse antes, siempre que no entre en vigor hasta que el poderdante quede incapacitado.

Delegar los poderes

Un apoderamiento puede ser tan extenso o tan restringido como lo desee el poderdante. Sin embargo, cada uno de los poderes que se otorguen al apoderado debe ser muy claros, incluso si el mandante otorga al mandatario un «poder general».

En otras palabras, el poderdante no puede otorgar poderes amplios como «delego todas las cosas que tengan que ver con mi vida».

¿Es posible revocar el poder de un apoderado?

Sí, el apoderamiento puede ser anulado en cualquier momento por el poderdante y también por el apoderado. También dependiendo de las condiciones del poder notarial el apoderamiento puede quedar anulado.